IDIOMA EN CHILE


El español es el idioma oficial de facto de Chile, hablado por la gran mayoría de la población en la forma conocida como español chileno1 y por unos pocos en las formas denominadas español andino y español chilote.2 A pesar de que no existe un reconocimiento oficial de la lengua hispana a nivel constitucional, la propia Constitución, así como todos los documentos oficiales, están escritos en este idioma.
Los indígenas, que corresponden al 4,58% de la población chilena según el último censo (2002),3 mantienen sus lenguas, como en el caso de los mapuches (200.000 habitantes que hablan mapudungun) o de las cerca de 1.000 personas que hablan aymara y quechua en las regiones extremas del norte limítrofe con Bolivia y Perú, aunque no se explicita si las utilizan como primera lengua. Las lenguas autóctonas, según la Ley Indígena Nº 19.253 de 1993,4 n 1 cuentan con reconocimiento oficial para su uso y conservación, junto con el español, en las zonas en las cuales se hablan. Se podrán usar como medio de instrucción, fomentar medios de comunicación, uso de los nombres en el Registro Civil, según las normas de transcripción fonética que se señalen, y su promoción artística y cultural. También están en desarrollo programas de enseñanza bilingüe en las zonas ocupadas por comunidades indígenas. Sin embargo, la realidad dista bastante de este ideal y existen sólo unos pocos proyectos aislados de mantenimiento y promoción de las lenguas indígenas, particularmente del mapudungun y del aymara, con variables grados de éxito.
Lenguas autóctonas
En Chile se han hablado un número importante de lenguas indígenas —alrededor de una quincena de variedades lingüísticas diferentes que podrían considerarse lenguas distintas—. Estas lenguas eran muy variadas y en Chile, a diferencia de otros países de América del Sur, no se encuentra ninguna gran familia: todos los idiomas autóctonos o bien son lenguas aisladas o bien pertenecen a pequeñas familias de 3 o 4 lenguas.
Lenguas indígenas habladas actualmente
Aymara: hablado en el norte de Chile, una variante cercana al aymara de Bolivia.5
Chesungun: lengua de los huilliches habitantes, considerada por algunos expertos como un idioma distinto del mapudungun, hablado por 2.000 personas en la Región de Los Lagos (1982).5
Mapudungun: principalmente en las regiones de la Araucanía, Metropolitana y de Los Ríos. Hablado por al menos 200.000 personas (1982) con diferentes grados de competencia lingüística.5
Quechua sureño o quichua: alrededor de un millar de hablantes en la zona limítrofe con Bolivia y Perú.5 Se observan casos de trilingüismo, pues entre ellos hay quienes hablan además español y aymara. Entre los inmigrantes peruanos establecidos en las grandes ciudades también hay hablantes de distintos dialectos quechua del Perú.
Rapanui o pascuense: usado por unos 3.390 hablantes (2000),5 en su mayoría habitantes de la isla de Pascua y unos pocos en ciudades del continente, como Valparaíso o Santiago.
Lenguas indígenas en vías de extinción
Kawésqar o alacalufe: Hablado por cerca de una veintena de personas en Puerto Edén.5
Yagán o yámana: Queda una hablante de edad avanzada en Ukika (Puerto Williams). Ha trabajado en la construcción de un diccionario para que se mantengan más registros de su lengua.
Lenguas indígenas extintas
Cacán: lengua extinta en el norte de Chile también conocida como diaguita.
Chono: se conserva un solo registro y se especula con topónimos de Chiloé y las islas Guaitecas. Puede haberse tratado de un dialecto septentrional del kawésqar.
Gününa Yajič: hablado por los gününa küne o puelches.
Kunza o atacameño: Se hablaba en los alrededores de San Pedro de Atacama y desapareció durante el siglo XX.5 Se recuerdan unos centenares de palabras y se trabaja en formas de recuperación.
Selk'nam: hablado por el pueblo homónimo.
Tehuelche: hablado por los aonikenk, desaparecido en Chile durante el siglo XX y moribundo en Argentina, donde quedan unos 4 hablantes.